sábado, 2 de abril de 2016

¡OH DÍA ETERNO, OH DÍA DESEADO!



Oh día espléndido, momento incomparable,
En que veré por primera vez a mi Dios,
Esposo de mi alma y Señor de los señores,
Siento que el temor no abrazará mi alma.


 Oh día feliz, oh día bendito,
En que mi corazón se incendiará de ardor eterno hacia Ti,
Porque ya ahora Te siento, aunque a través del velo.
Tú, oh Jesús, en la vida y en la muerte eres mi éxtasis y encanto.


Oh día, que espero durante toda mi vida.
Y Te espero a Ti, oh Dios, ya que deseo solamente a Ti.
Sólo Tú estás en mi corazón y lo demás es nada.

Oh día de delicias, de ternas dulzuras.
Oh Dios de gran Majestad, Esposo mío,
Tú sabes que nada satisface el corazón de una Virgen,
Apoyo mi sien sobre Tu dulce Corazón.

( S. Faustina )

                                         
Oh sangre y agua que brotaste del corazón de Jesús
Como una fuente de Misericordia para nosotros.

¡ EN TI CONFÍO ¡




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...